VINOS VARIETALES

Junio 2023

Llamamos vino varietal a aquel que está elaborado al menos con el 85% de una misma variedad de uva, pero también se denomina Vino Varietal a otra de las variantes de embotellado de vinos de calidad en Castilla La Mancha, vinos que no están acogidos a una Indicación Geográfica Protegida (IGP) o a una Denominación de Origen Protegida (DOP) y que en su etiquetado reflejan su añada, variedad y el término “Vino Varietal”. Un vino con estas características se registra a través de organismos que ofrecen servicios de certificación de productos agroalimentarios, su trabajo consiste en evaluar y realizar una declaración objetiva de que estos vinos cumplen con los requisitos de producción, para ello se realizan auditorías en las que se evalúa la conformidad del producto, estas empresas a su vez están autorizadas por las diferentes administraciones públicas. Los beneficios de la certificación de los vinos varietales es la garantía al consumidor de la veracidad del etiquetado y aporta seguridad a las bodegas y consumidores con información sobre la calidad diferenciada del vino, demostrando el cumplimiento de las normas aplicables mediante un certificado emitido tras los controles organolépticos y físico-químicos a los que son sometidos por parte de los organismos de certificación y permite a los consumidores confiar en las indicaciones reflejadas en el etiquetado.

Castilla La Mancha es denominada el viñedo del mundo ya que cuenta con unas 473.811 hectáreas de viñedos y más de 420 bodegas, siendo muchas de ellas exportadoras a terceros países fuera de la UE. Estas tipo de embotellado desempeña un papel cada vez más relevante en las negociaciones comerciales.  Muchos de estos países demandan vinos de calidad dentro de una DO, pero a su vez el mercado también demanda otros vinos sin denominación de origen o indicación geográfica protegida, pero con características diferenciadas en base a su añada y variedad. Las bodegas cuyos vinos no están amparados por una denominación de origen, mediante su esta certificación pueden optar al embotellado de sus vinos. Los vinos varietales pueden elaborarse y embotellarse con la propia producción o comprando a otros operadores previamente certificados, lo que permite trabajar con las diferentes variedades existentes a nivel nacional, comercializando productos con marca propia. Conforman una categoría que permite aprovechar oportunidades comerciales, una actividad interesante para elaboradores y embotelladores ya que pueden diversificar su oferta de productos, y por tanto la cartera de clientes, utilizando diferentes marcas en función del mercado.

Fuente: sygmacent.com

Necesitamos su consentimiento para cargar las traducciones

Utilizamos un servicio de terceros para traducir el contenido del sitio web que puede recopilar datos sobre su actividad. Por favor, revise los detalles y acepte el servicio para ver las traducciones.